Belén de la hermandad de la Expiración. | ÁLEX GALLEGOS
Belén de la hermandad de la Expiración. | ÁLEX GALLEGOS

Merece la pena contemplarlo. Por sus detalles, por su minuciosidad, por la cantidad de escenas representadas… el Belén de la hermandad de la Expiración, instalado en las dependencias de la cofradía junto a la iglesia de San Pablo, en la calle Capitulares, resulta más que interesante.

Sobre una superficie de diez metros cuadrados, el joven Javier Moyano, de 27 años, ha vuelto a recrear los momentos más importantes relacionados con el Nacimiento de Jesús como viene haciendo desde hace tres años para esta corporación del Viernes Santo. En esta ocasión no lo ha hecho a una sola cara, como era habitual, sino de forma circular, de manera que el Belén se puede contemplar desde cualquier ángulo.

En total son ocho momentos los representados. El principal, el Nacimiento de Cristo a los pies de una montaña de roca. La Virgen aparece sentada con los brazos extendidos en actitud de pedir a San José, que sostiene al Niño, que se lo deje coger en brazos. En el mismo sitio aparece la Adoración de los tres Magos de Oriente, con Baltasar postrado ante el Niño Dios y Gaspar en actitud inclinada. A su izquierda están en un pequeño corral la mula y el buey, que se puede ver lamiéndose una de sus patas.

Pero aparecen en este trabajado Belén otras escenas previas a la principal del Nacimiento y posteriores. En orden cronológico, la Anunciación del Ángel Gabriel a la Virgen María dentro de una casa pintada de blanco y suelo de baldosas de barro. La Virgen aparece vestida de rosa y con manto azul en posición arrodillada recibiendo la gran noticia del Ángel.

Anexa a esa casa hay una carpintería en la que San José está durmiendo y, en sueños, también recibe la visita de un ángel del Señor que le dice que no tema en aceptar a María como su esposa, pues la Criatura que espera es el Hijo de Dios. En la carpintería no faltan detalles como herramientas propias del oficio del padre de Jesús en la tierra.

Belén de la hermandad de la Expiración. | ÁLEX GALLEGOS
Belén de la hermandad de la Expiración. | ÁLEX GALLEGOS

En el Belén hay zonas más campestres y otras edificadas. Es el caso del pueblo, por cuyas calles van San José y la Virgen, sobre una borriquilla, buscando posada. Se puede ver a través de un gran arco que imita la piedra. El posadero sale con su farol encendido a decirles que no hay sitio para acogerlos. En primer plano, delante del arco, aparece el detalle de una mujer llevando un cántaro de agua sobre la cabeza.

Ya con el Niño nacido, también aparece la Anunciación a los pastores que se refugian del frío en torno a una hoguera, la matanza de los inocentes en una especie de castillo y en medio de ella un templo de mármol al que San José y la Virgen llevan a presentar a su hijo. En el interior está el detalle del Arca de la Alianza y en el frontispicio, sobre cuatro columnas, está la Estrella de David. Para acceder al templo hay que subir una escalera, a cuyos lados y delante está representado un mercado con puestos de alfarería, pan, carne y frutas.

En total son más de medio centenar de figuras, la mayoría hechas de barro por el artesano sevillano José Ángel Oviedo, aunque también hay de resina. Su tamaño es de 20 centímetros las del primer plano y entre 15 y 17 las de segundo y tercer plano, que al estar más lejos tienen que ser más pequeñas para guardar las proporciones.

Javier Moyano es aficionado al belenismo desde pequeño, una afición que heredó de su abuelo en cuya memoria monta sus belenes con la aspiración de conseguir los mejores premios como su abuelo hacía. Los materiales que ha utilizado son corcho blanco, escayola y pintura además de ornamentación vegetal natural, de manera que todo es artesanal, hecho por él mismo desde el mes de junio, que fue cuando comenzó a construir las primeras casas.

Este Belén puede verse hasta el 6 de enero de 19:00 a 21:00 y los domingos y festivos de 12:00 a 14:00 según la información facilitada por la Fundación Cajasur y la Asociación Belenista de Córdoba, organizadoras del concurso de Belenes. Permanecerá cerrado el día 31 de diciembre, al igual que lo estuvo este sábado 24.

No hay comentarios aún

  • Hola, guest